Conecta con nosotros

Hola, ¿qué estás buscando?

Opinión

¿Realmente Linux es capaz de revivir una máquina de más de 10 años? Claro que sí, guapi

revivir old pc

De regreso estoy con uno de mis ejercicios favoritos, como es traer a estos lares algunas de las cuestiones que cazo por ahí, o lo que es lo mismo, por Reddit, una de las junglas virtuales que más me gustan. La pregunta lo dice todo: ¿realmente Linux es capaz de revivir una máquina de más de 10 años? Mi respuesta, también: claro que sí, guapi. Y aunque este sea un artículo de opinión informal, ello no le resta un ápice de seriedad y autenticidad.

Yendo al grano, la pregunta la hacía un usuario de Reddit y, aunque tiene mucho sentido hacerla porque como él mismo señala, esta capacidad -la de revivir antiguallas- es una de las que siempre se identifican con Linux como sistema operativo de PC, para alguien que no entienda, o que entienda lo justo, puede resultar un asunto delicado, porque decirse, se dicen muchas cosas sobre Linux y no todas son ciertas, o no lo son en pleno 2022.

Por ejemplo, alguien que haya oído campanas puede pensar que, sí tal vez Linux sea capaz de devolverle la vida a su viejo ordenador de más de 10 años, pero a costa de utilizar una interfaz del jurásico, o de utilizar el PC en modo línea de comandos, solo apto para expertos o, cuando menos, usuarios experimentados, etc. Y de ser así ¿qué gracia tendría recomendar Linux? En mi opinión, ninguna. Precisamente por eso voy a responder punto por punto la cuestión de marras: para al menos ayudar a despejar dudas, todo basado en mi experiencia.

Por partes.

«Uno de los puntos que mucha gente hace cuando intentan convencerte de usar Linux, es el hecho de que puedes revivir su ordenador portátil de 15 años ejecutando un sistema operativo GNU/Linux en él. ¿Cuánta verdad contiene esta afirmación? Según mi experiencia, poca. Aunque los sistemas operativos GNU/Linux son más livianos y parecen capaces de manejar los recursos de su máquina de manera más eficiente, se necesitará un sistema operativo con más que eso para revivir una máquina vieja. Los recursos limitados no son la única característica de una máquina de más de 10 años.»

Como vemos, el razonamiento inicial es coherente, aunque el baile de años no ayuda. Pero entremos en materia.

«En el pasado, cuando esas computadoras portátiles y de sobremesa que ahora son viejas, eran completamente nuevas, la arquitectura de CPU x64_86 probablemente aún no era nada. La mayoría de las máquinas más antiguas necesitan un sistema operativo x32 para funcionar. Si tu PC es compatible con la arquitectura de CPU x32 y estás buscando una distribución de Linux compatible, prepárate para ser golpeado por el hecho de la cantidad de distribuciones de Linux que están dejando de dar soporte a los 32-bit, y que aumenta constantemente. Eso es así, incluso para los que afirman ejecutar hardware antiguo. Afortunadamente, este no es un KO de primera ronda, ya que hay algunas excepciones. Arch32 es uno de ellas.»

Aquí ya se comienza a equivocar, porque si bien es cierto que las grandes distribuciones Linux han dejado atrás el soporte de 32-bit y cada vez son menos las alternativas disponibles, no lo es menos que haberlas, haylas, así como sigue y seguirá habiéndolas. Pero, como es obvio, se trata de una tecnología en proceso de desaparición… por una sencilla razón: está obsoleta y los procesadores de 64-bit hace mucho, mucho tiempo que llegaron al mercado.

La premisa de que un PC de 10 o 15 años está abocado a utilizar un sistema de 32-bit por requisito de hardware es falsa, porque hace 10 o 15 años los procesadores de 64-bit ya se habían popularizado. Podríamos hablar de 20 años para fijar un límite más realista, que es lo que están a punto de cumplir los primeros AMD Opteron y Athlon 64. Por haber, hubo hasta Pentium 4 compatibles, pero tampoco hace falta llegar a esos extremos: a partir de 2006 llegaron los primeros Intel Core 2.

Advertencia, desplázate para continuar leyendo

Por lo tanto, si tu PC tiene 15 o 20 años, es posible que tenga una CPU de 32-bit y necesites una distro que le dé soporte, pero también es posible que no sea así y que puedas usar cualquier distro actual. En ambos casos, tienes alternativas de sobra para ahora y los próximos años. Seguimos.

«Consideremos que después de un tiempo de búsqueda, finalmente te topaste con una distribución que es liviana y no ha dejado de soportar x32… todavía. ¿Que sigue? Controladores de vídeo. La compatibilidad de los controladores de video ha sido un problema real para mí y para mi tarjeta de video SiS 771/671. Usando arch32, por ejemplo, el paquete x86-video-sis se ha quedado huérfano, el paquete xf86-video-sismedia se ha descontinuado y el controlador xf86-video-sisusb no funciona. Se acabó el juego para arch32. Ahora uno tiene que buscar, a través de las muy pocas distribuciones x32, y encontrar una con requisitos mínimos del sistema y esperar que no solo el hardware de la máquina sea compatible, sino también que el proyecto no se interrumpa el próximo mes o año.»

Este es un caso muy real que se puede dar y sobre el que es complicado opinar sin pasar por él, porque las variantes son múltiples. Ahora bien, no invalida la recomendación de usar Linux en equipos viejos: quizás habrá otros tan o más viejos cuyo hardware esté mejor soportado; quizás haya distribuciones que sean más adecuadas para el uso en este tipo de equipos; o quizás se pueda hacer algún apaño para alargar en lo posible el funcionamiento del equipo.

Lo que no puedes pretender es que alguien te mantenga el soporte de hardware obsoleto por los restos. Tal y como no pretendes seguir usando el mismo móvil que usabas hace una década. Y no, eso no invalida el hecho de que Linux pueda funcionar estupendamente en equipos con 10, 15 años o más, cabe repetir. Continúa con su argumento:

«Entiendo por qué sucede esto. Tiene sentido no perder el tiempo desarrollando software que casi nadie usa. Sin embargo, me parece bastante irónico tratar de vender sistemas x64, diseñados para ejecutarse en hardware moderno, como «pensado para máquinas antiguas» solo porque son livianos. Manejar los recursos de manera eficiente y tener requisitos mínimos como sistema operativo es una característica realmente importante cuando se trata de máquinas cuyos recursos no abundan. Aunque es una característica inútil para el hardware que no es compatible con el sistema operativo.»

E insiste en el error de equiparar hardware y sistemas de 64-bit con algo moderno. Tal vez podría haber condensado su crítica en el soporte de 32-bit, aunque tampoco sería del todo certera cuando la basa en su mala experiencia con el chip de su máquina; pero querer insistir en el argumento de que los procesadores de 64-bit son cosa de ahora, o en que hace 10 o 15 años no estaban ya en millones de ordenadores en todo el mundo, es un fallo de concepto que hay que quitarse de la cabeza. Porque no es así.

De hecho, muchos de los comentarios que recibe, por no decir casi todos, van en la línea de corregir todos los errores de su planteamiento, o de contraponer experiencias diametralmente opuestas a la suya. Es lo que voy a hacer yo, con un equipo que ha pasado por estas páginas en multitud de ocasiones y que sigue funcionando, si no como el primer día, muy bien… para lo que es y el tiempo que tiene.

HP-Pavilion-dm3-1090es-13-3-Core-2-Duo-SU7300-4-GB-RAM-320-GB-HDD

Ese es mi portátil (foto de Internet)

Ese equipo es un HP Pavillion dm3-1090-es, 4 GB de RAM, Intel Core 2 Duo y una NVIDIA GeForce G 105M que, ojo al dato, sigue funcionando con el controlador oficial. Para que os hagáis una idea, este fue el equipo en el que probé, por ejemplo, openSUSE 12.1 en 2011…. Pero el portátil no es de 2011: me lo compré en 2009 y, sobre decirlo, me ha servido como un campeón… y lo sigue haciendo.

Las cosas, por supuesto, como son: hace mucho tiempo que no lo uso como equipo de trabajo, con alguna que otra excepción. Por ejemplo, no viene a caso el por qué, pero me lo tuve que llevar a una de las últimas conferencias que atendí antes de la pandemia… y me dejó tirado a medias, aunque cuando llegué a casa le hice una limpieza y respondió de nuevo (tendría que habérsela hecho antes, sí). También tuve que cambiarle el disco duro que llevaba y que hacía que se arrastrase miserablemente por una SSD con la que revivió como no era de esperar.

Por eso os recomiendo este artículo de MC sobre cómo devolver a la vida un PC viejo, porque si bien Linux es uno de los ingredientes clave de la receta, no es el único. Tampoco digo de renovar de arriba abajo el PC, para eso lo mismo compensa ahorrar un poco y comprarse uno nuevo, pero es que no hace falta llegar a eso: con muy poco, y dentro de ese muy poco está el dar el salto a una unidad SSD, porque no hay nada que se note más. Vas a notar la diferencia, valga la redundancia.

Total, que mi viejo HP Pavillion dm3-1090-es sigue en funcionamiento y, simplemente con el cambio del almacenamiento, va mucho mejor de lo que muchos os imagináis. En serio: va mejor que equipos de amigos míos con menos de la mitad del tiempo, aunque todos esos tienen una cosa en común: siguen usando HDD en lugar de SSD.

Ah, y no os creáis que mi portátil, que si la memoria no me falla cumple unos 13 años por estas fechas, funciona con una distro del año de la tos, o me obliga a usar un gestor de ventanas ultraligero para que aguante el tipo. Nada parecido: ahora mismo está con Kubuntu 20.04 y como va tan bien, no me planteo cambiarlo en el corto plazo. Tampoco lo contrario, mantenerlo 10 años con el nuevo Ubuntu Pro… aunque nunca se sabe.

Por supuesto, este portátil no va como el otro que tengo. Va lento, tanto arrancando como en funcionamiento, y cuando abres el navegador, auténtico Terminator de cuanto equipo viejo pulula por ahí, le tienes que poner paciencia. Lo normal. O sea, no esperes milagros tampoco. Pero cuando digo lento, es lento, no insufrible como iba en su última etapa con el HDD. Dudo que pudiese trabajar con él con normalidad, pero mi mujer lo coge de vez en cuando y me dice que soy un exagerado.

O sea, que es un equipo que pese a todas sus carencias sigue sirviendo bastante bien para labores de ofimática con LibreOffice, ya un poco peor para navegar, y tampoco esperes tener abiertas 20 pestañas con servicios pesados de fondo (ponle Gmail, YouTube, Google Drive, Amazon, etc), porque se ahoga, pero lo aguanta. Por poder, puedo hasta seguir jugando a lo que soporta la gráfica, aunque se calienta bastante. ¿Qué más le quieres pedir a un equipo de estas características? ¿Que te vaya como uno que compraste hace un par de años?

Y eso es todo, amigos. A la pregunta de si realmente Linux es capaz de revivir una máquina de más de 10 años, la respuesta es un rotundo , con retintín, además. Pero con unos cuantos peros que tienes que tener en cuenta por sentido común, básicamente.

Click para comentar
Advertencia
Advertencia

Te recomendamos

Opinión

Imagina que te encuentras con ese alguien al que conociste hace algunos años, con el que nunca fuiste mucho o tuviste una gran afinidad,...

Actualidad

systemd 252 fue publicado el día de Halloween con una serie de novedades importantes. Este componente, que es definido como init, un gestor de...

Actualidad

Sony sorprendió a propios y extraños cuando anunció que estaba trabajando en un driver oficial para el DualSense, el controlador de PlaySation 5, con...

Actualidad

Linux es un proyecto gigantesco con aproximadamente treinta millones de líneas de código si es que no tiene más, así que su desarrollo y...