Conecta con nosotros

Hola, ¿qué estás buscando?

Actualidad

Los desarrolladores de Hiri cuentan su experiencia comercializando la aplicación para Linux

store

store

Los nuevos usuarios de Linux tardan poco en aprender que libre no significa gratis, pero lo cierto es que la gran mayoría del software libre es gratuito y no es corriente lo de rascarse el bolsillo para adquirir nada. La razón es, por lo general, que hay alternativas de calidad para casi todo, por lo que los nichos de negocio suelen estar acotados a soluciones muy específicas.

Un ejemplo de lo anterior es Hiri, un cliente de correo electrónico, privativo y de pago, cuya virtud más destacada es el soporte de Microsoft Exchange y Office 365. Hace alrededor de un año y medio que llegó a Linux y recientemente el cofundador de la compañía, David Power, ha hecho repaso a lo que ha dado de sí su andadura comercial en este sistema. Una lectura que merece la atención y que pasamos a resumir a continuación.

Cuenta Power que hace año y medio que publicaron la primera versión de Hiri para Linux, principalmente porque sus desarrolladores lo quisieron, y aprovecharon la oportunidad para tantear el terreno. El primer contacto no fue muy optimista: al presentar la aplicación en Reddit generó interés, pero la tónica en los comentarios era lo difícil que les sería vender Hiri en Linux, tratándose de código cerrado. Seis meses después, Canonical se puso en contacto con ellos para animarles a lanzar Hiri como Snap.

Tras el intento inicial por su cuenta, en Hiri no lo tenían muy claro, pero «la insistencia de Canonical (en el buen sentido, se entiende)» hizo que se atrevieran a dar el paso y Hiri fue, de hecho, una de las primeras aplicaciones comerciales en llegar a la Snap Store. ¿Les ha valido la pena a sus desarrolladores? Power dice que sí, con matices.

Comenta que el grueso de las descargas de Linux vienen de la tienda de Snaps, si bien esto es lógico al ser el único sitio -también a través de la tienda de aplicaciones de Ubuntu- que la acerca al público que no la conocía y que, por lo tanto, no va a ir a su web a descargar el paquete génerico. Aun así, la mayoría de usuarios de pago que han conseguido en Linux se debe al boca a boca, al contrario de lo que les sucede en Windows o Mac, pero que al igual que estos «están dispuesto a pagar por el software«.

Es decir, hay usuarios en Linux que están dispuestos a pagar por una aplicación aun cuando se trate de software privativo y existan alternativas libres, siempre que esta proporcionen un valor añadido.

hiri

Hiri es privativo y de pago, pero tiene su público

«Desde el punto de vista financiero, creo que puedes ganarte la vida vendiendo software solo a los usuarios de Linux» comenta Power, quien reconoce que ellos aún no podrían encomendarse únicamente a los usuarios de Linux, pero que el soporte de la plataforma «se paga por sí mismo y las cifras van en aumento. El mercado es definitivamente lo suficientemente grande como para soportar un negocio como el nuestro«.

Sin embargo, el factor licencia pesa a la hora de promocionar el producto y «este es un problema específico de Linux«, señala Power. Por el hecho de ser software privativo, muchos usuarios ni siquiera se plantearán su uso y muchos medios ignorarán cualquier información al respecto. ¿Es la respuesta a este escollo abrir el código? Después de saberse mejor el mundillo libre, lo están estudiando, a pesar de que no es urgente para ellos.

Otros aspectos que han valorado del ecosistema Linux es la importancia que le dan los usuarios a la seguridad y la privacidad, aunque según explica Power es algo que ya tenían bien atado en Hiri, cuyo cliente trabaja directamente con el servidor de correo. No obstante, han dejado de enviar el típico mensaje de bienvenida para nuevos usuarios con consejos para comenzar a usar la aplicación debido a que «esto no es un problema para los usuarios de Windows y Mac, pero es demasiado para la gente de Linux».

Advertencia, desplázate para continuar leyendo

«Lo más sorprendente y encantador de este viaje ha sido la retroalimentación de los usuarios de Linux. […] Su generosidad, sus conocimientos y su disposición a ayudarnos a pulir los errores han acelerado el ritmo de desarrollo y aprendizaje de manera espectacular«, comenta Power. «Tanto es así, que si alguna vez creo otro producto, saldrá primero para Linux«.

Para terminar, Power deja una lista de consejos para quienes estén considerando lanzar su aplicación comercial en Linux, incluyendo acercarse a Canonical, donde les ayudarán con la distribución vía Snap y les darán visibilidad; estar en contacto con la comunidad y cuidar las relaciones con los usuarios; o, también en en el sentido de darse a conocer, acercarse a los medios de difusión especializados, ya que «no hay escapatoria«.

Hablando de lo cual, en It’s FOSS le dedicaban la semana pasada un artículo a fondo a Hiri.

70 Comentarios

Te recomendamos

Miscelánea

Ni estábamos muertos, ni estábamos de parranda. Estábamos, como veis, dándole una vuelta a MuyLinux, que falta le hacía y se nos ha liado...

Actualidad

Kali Linux 2022.2 es la nueva versión de la distribución especializada en seguridad, la segunda en lo que llevamos de año y trae unas cuentas...

Actualidad

Fedora 36 ya está disponible como la última versión de la distribución comunitaria patrocinada por Red Hat, la cual es además la gran pionera...

Actualidad

Docker Desktop ha llegado a Linux. Docker cumple así con una de las peticiones más demandadas por los desarrolladores en la hoja de ruta...